Alcohol después de los antibióticos: cuánto tiempo puede beber

El alcohol es un veneno fuerte para las células del cuerpo, y tomarlas inmediatamente después de un ciclo de El tratamiento con antibióticos es peligroso para la salud humana. El grado del efecto de las sustancias medicinales en los órganos internos, el sistema nervioso depende del grupo farmacéutico de medicamentos antibacterianos. Estos medicamentos pueden curar enfermedades que provocaron la extinción de ciudades enteras hace varios siglos, y ahora están al alcance de todos. Si es necesario beber vodka o cerveza después de los antibióticos, primero debe conocer las reacciones secundarias.

Qué es un antibiótico

Los antibióticos son sustancias de origen microbiano, sintético o semisintético que ayudan a suprimir el crecimiento y reproducción de microorganismos patógenos o provocar su muerte. Por primera vez en 1928, Alexander Fleming hizo el descubrimiento más importante en la historia de la medicina. Descubrió que el moho del pan común suprimía el crecimiento de bacterias peligrosas. La penicilina fue el primer antibiótico.

Estas sustancias sólo son eficaces para las infecciones y enfermedades causadas por bacterias, y no son eficaces contra los virus. Los antibióticos se utilizan como medicamentos que inhiben el crecimiento y desarrollo de microorganismos peligrosos, pero no pueden dañar las células sanas del macroorganismo. Están disponibles en forma de tabletas, cápsulas, jarabes y soluciones para administración intramuscular e intravenosa.

En la Unión Soviética durante la Gran Guerra Patria, la científica rusa Zinaida Ermolyeva descubrió la existencia de la penicilina en 1942. Este hecho se convirtió en un gran avance en la medicina militar de esos años. En los campos, una gran cantidad de soldados recibieron heridas de combate y posteriormente murieron por complicaciones purulentas-sépticas. El descubrimiento de antibióticos salvó muchas vidas y contribuyó a su rápida recuperación en las filas de las tropas soviéticas.

¿Es posible beber alcohol después de los antibióticos?

Cada especialista puede decir con seguridad que la abstinencia de alcohol ayudará a evitar diversas complicaciones. La enfermedad puede debilitar el sistema inmunológico humano y el alcohol después de un ciclo de antibióticos tiene un efecto perjudicial en los órganos internos. Los médicos recomiendan beber alcohol no antes de 3-5 días después de la última ingesta del fármaco, y si son de acción prolongada, la abstinencia debe extenderse a 3-4 semanas.

Antibióticos incompatibles con el alcohol

Hay muchos grupos de agentes antibacterianos que no se pueden combinar con ningún alcohol. Estos medicamentos incluyen:

  • Nitroimidazoles (Metronidazole, Trichopolum, Secnidazole) alto riesgo de desarrollar una reacción similar al disulfiram (la ingesta de alcohol es posible solo después de 2 días).
  • Las fluoroquinolonas, cuando se combinan con alcohol, inhiben el sistema nervioso hasta el desarrollo del coma; el alcohol se permite solo después de 36 horas.
  • Las cefalosporinas interactúan con el alcohol etílico para producir una reacción similar al disulfiram; se puede tomar alcohol después de 24 horas (con enfermedad renal, el intervalo se alarga).
  • Las tetraciclinas dañan las células del hígado (hepatotóxicas) y se excretan del cuerpo durante mucho tiempo, tomando alcohol no antes de los 3 días.
  • Los aminoglucósidos son oto y nefrotóxicos, aumentan los efectos secundarios de las drogas, se permite tomar alcohol no antes de 2 semanas después.
  • Las lincosamidas afectan el sistema nervioso central y el hígado, causan una reacción disulfiramica, el alcohol se permite solo después de 4 días.
  • Los macrólidos causan cirrosis del hígado, especialmente eritromicina. Se excreta muy lentamente del cuerpo, digamos tomando bebidas alcohólicas solo después de 4 días.
  • ​​
  • La levomicetina puede desarrollar vómitos, convulsiones, reacción disulfiramica; el alcohol se puede tomar solo después de 24 horas.
  • Los fármacos antituberculosos (isoniazida) provocan el desarrollo de hepatitis inducida por fármacos con curso fulminante, cualquier alcohol está estrictamente prohibido.

¿Cuánto tiempo funcionan los antibióticos después de dejar de tomarlos?

Los científicos dicen que los ingredientes activos de los antibióticos están en el cuerpo durante al menos 3 días. Hay medicamentos con un efecto prolongado (a largo plazo), se excretan solo después de 2-3 semanas. Consultar a su médico puede ayudarlo a evitar efectos secundarios. Es importante prestar atención a los siguientes parámetros antes de iniciar la ingesta de alcohol después de los antibióticos:

  • duración del tratamiento farmacológico;
  • su compatibilidad con alcohol etílico;
  • El tiempo después del cual se permite el alcohol después de la última dosis.

Qué sucede cuando se mezcla con alcohol

El alcohol mientras se toman antibióticos puede tener consecuencias graves e irreversibles. Las principales reacciones negativas de esta combinación incluyen:

  1. Mayor resistencia de la microflora patógena. Se recetan medicamentos antibacterianos para destruir microorganismos patógenos en el cuerpo humano. Al mismo tiempo, el alcohol debilita el efecto de estos fármacos, y en este momento las bacterias se adaptan y adaptan al principio activo, aumentando su resistencia a este grupo de antibióticos.
  • Transición de una forma aguda de la enfermedad a una crónica. El alcohol puede acelerar el metabolismo del principio activo, mientras que el fármaco se degrada más rápido y no tiene tiempo para actuar sobre el foco de inflamación. Para hacer esto, el médico prescribe una dosis doble de antibióticos, aumenta la carga en el cuerpo y la enfermedad se trata por más tiempo y con más dificultad.
  • Un aumento de la viscosidad de la sangre con una combinación de alcohol y antibióticos puede provocar el desarrollo de un accidente cerebrovascular o infarto de miocardio, así como problemas en el funcionamiento del corazón y los vasos sanguíneos.
  • Disminución de la concentración de drogas debido al uso de bebidas alcohólicas. Al mismo tiempo, el médico aumenta la dosis de medicamentos antibacterianos y, con tal carga, el hígado y los riñones trabajan para el desgaste. Es posible el desarrollo de la insuficiencia aguda de estos órganos.
  • Disfunción hepática. El alcohol etílico y los antibióticos son degradados por las mismas enzimas hepáticas. Bajo tal influencia, la producción de estas sustancias puede detenerse por completo, lo que conducirá a una intoxicación severa e inhibición del trabajo del órgano.
  • Riesgo de reacciones alérgicas graves. El cuerpo humano puede reaccionar de manera inadecuada a tal complejo de efectos. El shock anafiláctico o el edema de Quincke fatal es un resultado irreversible de la interacción del alcohol con los antibióticos.
  • Una reacción similar al disulfiram, que ocurre debido a la acumulación de acetaldehído (un metabolito intermedio del alcohol etílico) en tejidos y órganos, es especialmente peligrosa; actúa como un nootrópico fuerte en el sistema nervioso central. sistema. Su excreción está alterada y en este contexto se produce una intoxicación grave, acompañada de: náuseas, vómitos, palpitaciones, sudoración, fiebre, descenso de la tensión arterial, dolor abdominal, mareos y convulsiones.

Cuándo beber alcohol después de tomar antibióticos

Hay varios medicamentos antibacterianos con los que puede tomar alcohol. Bueno, esto no significa que puedas beber cada pastilla con un vaso de vodka. Si es posible, es mejor dejar el alcohol por completo. Los fármacos compatibles con el etanol incluyen:

  • Penicilinas (de amplio espectro).
  • Antibióticos antimicóticos (anfotericina, griseofulvina, anfoglucamina, nistatina).
  • Glicopéptidos (vancomicina).
  • Ansamicinas (rifampicina).
  • Heliomicina (trata enfermedades del tracto respiratorio superior y dermatitis infecciosa).

Incluso si se permite el uso combinado de esta combinación, no se deben olvidar las posibles reacciones individuales del cuerpo que pueden causar daños graves a la salud. Es aconsejable comenzar a beber alcohol después de los antibióticos al menos 3 días después de la última dosis tomada. Para evitar reacciones adversas, debe consultar a un especialista.

Regulaciones para la toma

La observancia de la ingesta correcta de antibióticos ayudará a curar la enfermedad más rápidamente sin el riesgo de reacciones adversas. Reglas básicas:

  • tomar medicamentos solo según lo prescrito por un médico (la automedicación es peligrosa para la salud);
  • asegúrese de observar la dosis exacta y el horario del antibiótico;
  • El médico determinará la duración del tratamiento farmacológico. En promedio, esto es de 5 a 15 días y tomar medicamentos de acción prolongada de 1 a 4 días;
  • debe beber las tabletas con agua limpia sin gas, caldos de manzanilla, no té caliente sin azúcar;
  • durante el tratamiento con antibióticos, es mejor negarse a tomar alimentos grasos, lo que ralentiza la absorción del principio activo del intestino a la sangre. Asegúrese de comer proteína animal en forma de pollo, conejo o pavo. Limite la cantidad de carbohidratos rápidos;
  • Contraindicación absoluta: alcohol después de antibióticos si han pasado menos de 3 días.

Video

¡Atención! La información presentada en el artículo tiene únicamente fines informativos. Los materiales del artículo no requieren autotratamiento. Solo un médico calificado puede diagnosticar y dar recomendaciones de tratamiento, según las características individuales de un paciente en particular.
.