7 productos para limpiar tu sangre

El estrés, las influencias ambientales y la dieta poco saludable contribuyen a la acumulación de toxinas. Cuando se concentran en la sangre, provocan problemas de salud. La desintoxicación fortalece el sistema inmunológico, mejora la condición de la piel y la función cardíaca, hepática y renal. El proceso de limpieza se puede estimular con los productos disponibles.

Brócoli

El repollo contiene antioxidantes que ayudan a eliminar toxinas. El purificador de sangre natural es rico en vitamina C, fibra dietética, oligoelementos, ácidos Omega-3. Estos componentes tienen un efecto positivo sobre la salud.

Fruta fresca

Para limpiar la sangre de toxinas, necesita alimentos ricos en pectina. La dieta debe incluir peras, ciruelas, manzanas. Atan el exceso de grasa en la sangre, eliminan metales pesados ​​y productos químicos nocivos. Las fresas, las moras, los arándanos, que afectan el estado del hígado, deben estar presentes en la mesa.

Vegetales de hoja verde

Las hojas de mostaza, las espinacas, el repollo y las ensaladas son buenas para un flujo sanguíneo saludable. Contienen antioxidantes que combaten enfermedades. Los alimentos aumentan la cantidad de enzimas hepáticas que ayudan a limpiar la sangre de sustancias tóxicas.

Remolacha

Estas verduras son una fuente natural de antioxidantes y nitratos que reducen la inflamación en el cuerpo. Detienen el daño oxidativo a las células del hígado, promueven la producción de sustancias que eliminan las toxinas.

Agua

Este es un purificador de sangre natural y asequible. El agua estimula los riñones para eliminar las toxinas en la orina. Es útil verterlo en un recipiente de cobre por la noche. Beba agua en ayunas por la mañana. El cobre promueve una mejor desintoxicación de la sangre.

Cúrcuma

La especia ayuda a hacer frente a los procesos inflamatorios del cuerpo. La leche con cúrcuma nutre, tonifica, estimula la producción de glóbulos rojos.

Limón

Para desintoxicarse, necesita beber agua tibia. Es útil agregarle jugo de limón. Descompone las grasas, reduce la carga sobre los riñones y ayuda a limpiar la sangre y todos los sistemas del cuerpo.